La llave de Cataluña

Una ciudad estratégica

Siempre protegida por contundentes murallas


Desde tiempos inmemoriales las ciudades han buscado para su fundación lugares estratégicos, ubicados cerca de fuentes de recursos necesarios, y con una situación para favorecer el comercio y dominar el entorno… La ciudad y el territorio que representaba Tortosa históricamente constituía la puerta sur del Principado y en ella se encontraba el único paso estable para poder cruzar el río en su tramo final.



Hace más de dos mil años, el majestuoso Iber (Ebro) no había formado el magnífico delta en su unión con el Mediterráneo, al contrario, formaba un estuario que acercaba la ciudad al mar. Las colonias fenicias y griegas buscaban estas dos características, proximidad al mar y vía de penetración hacia el interior del país. Tortosa fue fundada como Dertosa en época romana, momento des del cual ejerce de capital de esta parte, frecuentemente ignorada, de Cataluña. La antigua Hibera no debía ubicarse muy lejos del mismo solar tortosino. La intersección de la Vía Augusta construida por los romanos con el gran río peninsular enmarca el lugar estratégico donde se sitúa la ciudad.



Con una diócesis de mil quinientos años, Tortosa es la sede de un obispado que ha servido de conexión entre tierras del norte valenciano y de otras aragonesas. Tortosa ocupa la centralidad de los llamados “països catalans”, hecho que le otorgó una importancia relevante desde la edad mediana y que, con frecuencia, se reivindicase como capital equidistante de los tres grandes centros urbanos de la antigua Corona de Aragón.



Estos hechos configuraron Tortosa como una plaza fuerte en todas las épocas históricas y conflictos bélicos (la sublevación de Cataluña, la Guerra de Sucesión, la Guerra de la Independencia, las guerras carlistas y la Guerra Civil Española). A lo largo de la historia, su posesión ha sido codiciada por todos los contendientes en los conflictos peninsulares, que se han esforzado por conquistarla.


Te recomendamos

La huella de las culturas

Iberos, romanos, fenicios, árabes, judios, cristianos, todos han formado parte de nuestra ciudad

Leer más

Ruta de las fortificaciones

Recorre murallas medievales, baluartes, fosos y revellines modernos

Leer más

Monumentos

Leer más

Hemingway y la Guerra Civil

Sigue los pasos del Noble norteamericano y sus experiencias cuando la ciudad era frente de guerra

Leer más

La ciudad del Renacimiento

El esplendor del siglo XVI

Leer más

Te proponemos

Visites guiadas

Conoce todos los secretos de la ciudad

Llegir més

Navegaciones

Navega el Ebro

Llegir més

Al aire libre

Propuestas para descubrir el entorno

Llegir més

Visitas caracterizadas

Los protagonistas te guían

Llegir més