Cultiva el arte de vivir

Déjate llevar y vive sin prisas

Historia, naturaleza y buen vivir


¿Es posible imaginar una ciudad con todos los servicios y la calma de un pequeño municipio junto a la ribera del Ebro? ¿Es posible escoger una vida dinámica, cultural y con numerosas celebraciones pero a la vez poder adentrarte en parajes naturales llenos de paz? ¿Es posible visitar uno de los conjuntos más destacados de Cataluña y, a la vez, sentirte alejado de la civilización? Sí, es posible: eso es Tortosa. 



La visita a Tortosa permite acercarse a los parques naturales del Delta del Ebro y de Els Ports. Es una ciudad entre el mar y la montaña. Tortosa aglutina la vida económica, social y cultural más importante del valle inferior del Ebro, siendo su centro comercial y de servicios más destacado. Pero, simultáneamente, es una ciudad que se caracteriza por el saber hacer de sus habitantes: por su calma, su gastronomía y por poder disfrutar de una estancia con todos los placeres garantizados. 



La ciudad es la capital de una tierra de marcado carácter e identidad que se refleja en un legado de más de 2.000 años de historia, en sus fiestas, su gastronomía y en sus arraigadas tradiciones. Los tortosinos son amantes de la buena gastronomía. La cocina autóctona combina los productos de la huerta con los del delta, y los de la montaña con los del mar. La riqueza gastronómica llena de contrastes se convierte en un complemento perfecto para disfrutar de la experiencia de descubrir Tortosa. Por su proximidad a los tesoros gastronómicos lo largo y ancho de las Tierras del Ebro, Tortosa dispone de los productos más variados y selectos del territorio: arroz, verduras, hortalizas, setas, cítricos, fruta dulce, mejillones, langostinos, galeras, anguilas, butifarras, morcillas, cordero…



Especialmente en el Mercado Municipal, lleno de vida por las mañanas, se pueden encontrar algunos productos estrella de la ciudad, como son el bacalao, los pastissets y las butifarras de arroz. A lo largo del año, en la ciudad se celebran eventos gastronómicos como las Jornadas del Bacalao en marzo, las Jornadas de Cocina Cajún, coincidiendo con la Muestra de Jazz en julio, o una ruta de tapas en otoño. También en los pueblos de Tortosa se disfruta de la Fira de l’Oli i la Garrofa Jesús (Aceite y Algarroba), de la Clementina a Bítem o del Rovelló (Níscalo) en Reguers, entre otros.



Tortosa es una ciudad que tiene que conocerse recorriendo sus callejones y palacios cargados de pasado, paseando por los rincones llenos de historia, contemplando la vida que hay en cada terraza, en cada plaza; una ciudad de pasado y futuro para disfrutar de todas las posibilidades que ofrece, como disfrutar de una buena comida con vistas al río y la Catedral, perderse por los callejones de su núcleo antiguo o tomar un vino durante una puesta de sol a bordo del laúd de la ciudad en medio del río. En Tortosa practicarás el arte de vivir.


Te recomendamos

Tortosa en un día

Leer más

La cocina de las Tierras del Ebro

Leer más

El Mercado

Leer más

La Vía Verde

Leer más

Ciudad del arte

Leer más

Te proponemos

Experiencias completas

Combina la gastronomía y las actividades alrededor de la ciudad y la naturaleza

Navegaciones

Recorre el Ebro con Lo Sirgador, hechízate con les puestas de sol, prueba los vinos de la Tierra o disfruta de evocadores conciertos a bordo

Experiencias gastronómicas

Para los paladares más exigentes